Existen posibilidades de que los cerdos hayan transmitido el COVID19

La Organización Internacional Grain advierte en un artículo publicado el pasado 30 de marzo, que el origen del Coronavirus podría no ser el mercado de animales de Wuhan como establece el gobierno chino. 

Y es que según evidencias analizadas, en donde ninguno de los animales sometidos a prueba que se encontraban en el mercado había resultado positivo para coronavirus, y aproximadamente un tercio de los casos reportados de personas contagiadas, no habían tenido ningún tipo de vínculo con el mercado, incluyendo el primer caso.  Asimismo el informe oficial chino South China Morning Post, expuso que el primer caso de COVID19 fue diagnosticado a mediados de noviembre en la ciudad de Hubei, mucho tiempo antes que comenzaran los primeros contagios asociados con el mercado de Wuhan. 

Otra investigación, realizada por Scripps Research Institute y publicada en la revista Nature, muestra el análisis de la secuenciación genómica del virus SARS-Cov-2 , y establece dos posibles escenarios para el origen de la pandemia. Uno de ellos es que el virus haya evolucionado a una forma altamente patógena dentro de los humanos, en donde una cepa menos patógena transmitida de un animal a un humano, evolucionó hasta lo que hoy se ha convertido el virus, durante un período prolongado y con una “transmisión no detectada de humano a humano”

En el segundo escenario, el SARS-CoV-2 habría evolucionado hasta su forma actual en un animal huésped, infectado inicialmente con el virus por otro animal, como el murcíelago, antes de ser transferido a los humanos, ya que la genética particular del SARS-CoV-2 tendría que contar dos recursos: un «gen cofidicador” semejante a algún gen fundamental humano, que establezca un eslabón entre el virus y los humanos y posibilite la transmisión de virus, y  un entorno con  “alta densidad de población”  para favorecer las mutaciones genéticas. Estos dos recursos se pueden encontrar en una granja intensiva de cría de animales, especialmente de cerdos. 

Los animales que entran en la lista de posibles huéspedes son las civetas, los cerdos, los pangolines, los gatos, las vacas, los búfalos, las cabras, las ovejas y las palomas. Pero dentro de ellos, los que cuentan con los dos recursos necesarios son los cerdos, por su gran semejanza inmunológica con los humanos, y el tipo de explotación que emplean para su crianza.

En Hubei, la provincia donde se encuentra la ciudad de Wuhan, es la quinta provincia productora de cerdos en China, con industrias que explotan la cría de miles de cerdos en ambientes confinados y altamente poblados. Estas granjas son el caldo de cultivo ideal para producir nuevos virus.

Desde hace más de diez años Grain está advirtiendo sobre los riesgos que conlleva el actual sistema de cría intensiva de animales para la creación y aparición de nuevas pandemias, como la que hoy estamos atravesando,  haciendose más urgente que nunca la necesidad de un cambio radical en el actual sistema explotación animal.

 

Fuente